Messi, Martino y los tarifazos que matan

Hemos iniciado un segundo semestre, que lejos de mostrar una recuperación de los niveles de vida de los argentinos, muestra un estado de descomposición en todos los terrenos de la vida nacional. Y si algo faltaba para enrarecer y recalentar el clima social renuncia Martino a la Selección. Messi es condenado a prisión en suspenso por evasión de impuestos y ya había dicho que se va, lo seguirían

leo-messi-jugador-del-barcelona-acudiendo-declarar-los-juzgados-1467801009340 Agüero, Mascherano y varios más; habrá que ver cómo nos clasificamos para Rusia. Ningún club quiere ceder jugadores para las olimpíadas y de no ser por Olarticoechea, estuvimos a puntos de hacer el bochornoso papel de no presentar delegación en el deporte donde mejor nos va. Martino no tiene a quien reclamarle por esto ni por su sueldo. La AFA es un quilombo. No existe. ¿Macri lo hizo? No se podría decir, pero está en sintonía con lo que el gobierno nacional está haciendo contra todo lo que es de interés popular, y el futbol lo es.

En estos días, después del vergonzoso y teñido de oficialista argumento del Juez Bustos Fierro para rechazar el amparo de los damnificados por los abusivos y expropiatorios aumentos del gas, por fin la cámara federal de Córdoba a puesto, provisoriamente, un poco de sensatez y sensibilidad social al hacer lugar a los amparos. Es de esperar que este criterio se extienda a todo el país. Pero estos pronunciamientos son el colofón de los reclamos y movilizaciones en contra de las decisiones del “bisoño y experimentador” Ministro de

Energía Aranguren, que no es tan bisoño ni se confunde a la hora de defender los intereses de la Shell de la que es accionista y de los demás privados del sector.

Pero esto que está pasando con el gas en un otoño-invierno helado es parte de la ofensiva del gobierno nacional para desarmar y atacar todo lo que tenga que ver con el gobierno anterior y donde también cuenta el futbol que ya no entra en las pantallas de televisión de todos los hogares. Este tarifazo tiene principalmente dos objetivos: asegurarle importantes ganancias a las empresas del sector y reducir el consumo para enfriar la economía como estrategia antiinflacionaria y está en consonancia con la destrucción del empleo y los salarios, el dominio de los medios, la judicialización de los conflictos, el avance sobre los sindicatos, la manipulación de la justicia, la apertura de la economía, la destrucción del mercado interno, la sometimientos a los dictados del poder financiero internacional, etc.etc. Los resultados empiezan a ser trágicos: aumenta la pobreza y las necesidades de los sectores de menor poder adquisitivo que ya dejan de comer bien, de vestirse y de calentarse con consecuencias nefastas en su salud y bienestar.

Esta realidad en general es banalizada y naturalizada por los medios cómplices y explicada con cinismo por las autoridades nacionales y provinciales, que en lugar de espantarse por el impacto que tales medidas generan en la población, analizan lo complicado de las facturas que el usuario “no entiende”, que el gobierno no comunicó bien la razón de semejantes aumentos y por eso el enojo popular; que es consecuencias de los subsidios que otorgaba el gobierno nacional disfrazando el verdadero precio de los servicios y por tal razón este “sinceramiento” que apunta a pagar “la fiesta Kirchnerista”- según dijo un conocido periodista conservador de canal 12- y se admite que el aumento es abusivo pero que un 400% “está bien”, como si esos porcentajes tuvieran alguna razonabilidad frente al deterioro de los salarios y la desocupación creciente.

El Dr. Carlos Pressman en una columna de Radio Universidad lo dijo, más o menos así, hace unos días con toda claridad: “Si el estado concurre en auxilio de la población ante una inundación, fenómeno natural no previsto, de la misma forma debería reaccionar ante esta ola de frío y aunque supuestamente correspondiera recuperar la rentabilidad de las empresas, de ninguna manera debe cargar ese objetivo sobre las espaldas de los consumidores haciéndoles imposible hacer frente al importe de las facturas. El estado debe tener como prioridad el bienestar de la población. Al estar ausente, las consecuencias son trágicas: ya solo en Córdoba tenemos 20 muertos (hay fuentes que elevan esta cifra a 30) por el frío”-

A 200 años de la independencia, hay poco para festejar-el nieto numero 120 es una de las cosas-, al menos para la mayoría de la población como tampoco para los que forjaron aquellas jornadas históricas, si volvieran de sus tumbas. Este país discepoliano, ya ni siquiera tiene el fútbol para ser feliz. Solo le queda el camino del banderazo, de la lucha, de la resistencia en las calles y en las fábricas, para impedir que las políticas neoliberales arrasen con la vida y su futuro. Pero ojo, la culpa la tienen Báez, López y la ruta del dinero K, repiten los medios hegemónicos. Los miles de millones de dólares transferidos a los sectores de poder, a los fondos buitres y por evasión y lavado de dinero de los dueños del capital y hoy en el poder, nada que ver.

¿yo? ¡Argentino!

Alberto Hernández

Acerca de Alberto Hernández

Militante popular. Ex dirigente político y sindical, ex concejal de la ciudad de Córdoba, Argentina. Periodista y escritor grado 4 en la escala Mercalli. Sueño con un mundo sin guerras, sin explotados ni explotadores donde el hombre no sea lobo del hombre.
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s